«Todas en las calles en una sola voz, es el llamado a las hermanas de nuestra América»
09/03/2020
https://www.m24.com.uy/wp-content/uploads/2020/03/200306-02-TELE-SANDRA-RAMIERZ_1.mp3

«¡Paren de matarnos!», exigió el Partido FARC de Colombia en las redes sociales ante el asesinato de la exguerrillera Astrid Conde, en la previa al Día Internacional de la Mujer del 8 de marzo. «Vamos todas unidas a marchar contra los feminicidios, la violencia basada en género, la persecución», anunció a Sputnik la senadora Sandra Ramirez.

En un informe de la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Colombia se consignó que desde la firma en 2016 del Acuerdo de Paz entre el gobierno de Juan Manuel Santos y las FARC, la violencia disminuyó sustancialmente.

Pero han sido asesinados entre 300 a 500 activistas sociales, y más de 100 excombatientes. La última fue Astrid Conde.

Ocurrió en la noche del jueves 5 en Bogotá, en la puerta de su casa. Individuos pasaron en moto y la acribillaron a balazos. Astrid fue prisionera política y ahora hacía parte de un grupo de mujeres llamado ‘Defensa y Derechos’, según la cuenta de Facebook Mujer Fariana (https://www.facebook.com/MujeresFarianas/) del partido FARC.

En movimiento permanente

«Colombia, el partido y nosotras nos estamos preparando para este 8 de marzo. Es un día trascendental, histórico para las mujeres porque estamos en pie de lucha por nuestra dignidad, por la paz, la vida, los derechos, la defensa de los compañeros y compañeras que están en los territorios», anunció la senadora Sandra Ramírez.

«También vamos a marchar en contra del paquetazo del presidente Duque», añadió la exguerrillera y protagonista de los diálogos y la firma de la paz.

«Aquí también nos movilizamos las mujeres por el derecho al aborto, a la interrupción voluntaria del embarazo, segura y responsable. No queremos más una mujer muerta porque no se le da el tratamiento adecuado en estos casos cuando lo requiere», afirmó.

Ramírez invitó para este 8M a todas las mujeres «no solamente aquí en Colombia sino en toda la región» a salir a las calles para «demostrar que sí podemos empoderarnos y defender nuestro territorio y defender la vida».

«Mi llamado es a la solidaridad de hermanas y hermanos de todo el continente, a pronunciarnos en contra del asesinato aquí en Colombia de líderes, lideresas y firmantes de la paz. Firmamos el acuerdo para construir, con la comunidad colombiana, una nueva sociedad justa y equitativa, que también va a beneficiar a nuestra hermanas de todo el continente», señaló la senadora.

«Todas en las calles en una sola voz. Hablemos por nuestra dignidad, por nuestros derechos, por la paz, por la vida. Ese es el llamado a nuestras hermanas de nuestra América», convocó.

Feminista en la selva… y en el cemento

«En el Senado de la República hemos encontrado dificultades porque si en la guerrilla o en la resistencia armada dimos un paso pequeño en un feminismo insurgente, retornamos a una sociedad profundamente machista», dijo la entrevistada al ser consultada sobre su experiencia en dos ámbitos histórica y culturalmente copados por los varones.

«Ni siquiera se ha promovido el derecho real de las mujeres en la participación», afirmó Ramírez sobre la presencia femenina en la pirámide del poder institucional. «En el Congreso de la República somos en este momento un porcentaje menor con respecto al periodo pasado, escasamente alcanza el 20%, muy pequeño», cuestionó.

Sin embargo, «estamos, abriendo caminos con mucho optimismo y positivismo en que vamos a llevar adelante un legado y una memoria que hemos traído desde nuestra resistencia».

Ramírez destacó la alta participación de mujeres en las protestas de finales del año pasado contra las medidas económicas del Gobierno, y la reciente elección de Claudia López Hernández como la primera mujer al frente de la Alcaldía de Bogotá.

«Es el segundo cargo más importante en el país. Es muy relevante porque nos permite con ella, al lado de ella, visibilizar derechos y las problemáticas de las mujeres pero también contar con el apoyo de ella en garantías para la movilización», sentenció la senadora.