OPP pretende frenar transferencias para obras de Montevideo y Canelones, mientras la ministra Arbeleche quiere prender los motores de la economía
04/07/2020
https://www.m24.com.uy/wp-content/uploads/2020/07/20200704-VISILLAC-web.mp3

La Junta Departamental de Montevideo exhortó al gobierno nacional a mantener los compromisos asumidos y que realice los desembolsos comprometidos para seguir avanzando en obras que benefician a quienes residen y trabajan en la capital. «Las intendencias del interior se aburrieron de inaugurar plazas, polideportivos y cuanta obra había», financiadas por los gobiernos del Frente Amplio. «Nunca importó el color político», dijo a INFO24 el edil de Asamblea Uruguay, Claudio Visillac.

El gobierno nacional transfiere fondos a los gobiernos departamentales. Algo que está dispuesto por la propia Constitución de la República en su artículo 214. Pero la disputa es por una partida extra a los departamentos de Montevideo y Canelones.

A comienzos de esta semana la intendencia de Montevideo (IM) pidió una reunión con la ministra de Economía y Finanzas, Azucena Arbeleche, la Cámara de Construcción del Uruguay y el Sindicato Único Nacional de la Construcción y Anexos (Sunca) para manifestar la preocupación de la comuna por el posible incumplimiento del Fondo de Infraestructura Metropolitana.

Dicho fondo ha permitido financiar la concreción de diversas obras sobre el área metropolitana, que apuntan a una distribución más justa de los recursos que se destinan a las intendencias.

Como Montevideo y Canelones tienen una densidad poblacional mayor que el resto de los departamentos, se acordó en el Congreso de Intendentes, con los votos de todos los jefes departamentales del Partido Nacional, hacer justicia en la distribución económica de las comunas. “Montevideo tiene el 41 por ciento de la población del país y recibía el 10 por ciento de transferencia, esto (la partida) hace un poco de justicia a los efectos de no tener ganadores y perdedores a la hora de la distribución”, sostuvo el curul.

Para el edil de Montevideo por el Frente Amplio, Claudio Visillac, el posible recorte que pretende la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP) “es un retroceso enorme, no solamente en lo que tiene que ver con obras sino el impacto que tiene que ver este recorte de inversión pública en el empleo, en la actividad de la construcción” aseguró.

«¿Se quiere seguir manteniendo los motores de la economía, como se dice, recortando inversión pública?», se preguntó.

El edil recordó que entre el 2005 y el 2018, las transferencias a los gobiernos departamentales aumentaron un 34%. Esta política respondía a la necesidad de profundizar la descentralización y a apoyar a los gobiernos locales, independientemente del color político partidario.

Para el edil frenteamplista “la preocupación radica en que volvemos a tener un retroceso en un tema que había sido acordado, que había sido laudado, y que parece ahora que hay como vientos nuevos que cambian la relación del gobierno nacional con los gobiernos departamentales según el pelo político que uno tenga”.

Con esta intención política de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP), “se vuelve a una mirada Interior vs Montevideo, que es una mirada que le hace daño al país pero que para algunos saca rédito».