Mujica: sería conveniente que la burguesía nacional trabaje y reinvierta la ganancia acá
12/10/2020
https://www.m24.com.uy/wp-content/uploads/2020/10/2021012-mujica-josed.mp3

En su espacio de reflexiones en M24 el senador frenteamplista José Mujica planteó el dilema que representa para un país “pequeño” como Uruguay el proceso global de “desaparición de la burguesía nacional” en beneficio directo de “transnacionales” que monopolizan compras y ventas a la par.

Mujica describió que nuestro país entre otros vive “un proceso” que lleva varias “décadas”, que “está adquiriendo cada vez más velocidad”, que “tiene características de verdadera catástrofe de clases” y que consiste en “una constante pérdida de burguesía nacional, que siempre fue débil en un pequeño país” como Uruguay aunque también “es muy débil (…) en toda América Latina”, proceso que “tiene causas históricas” de origen colonial.

Esa “desaparición” paulatina “de nuestra burguesía nacional (…) por supuesto que es multicausal”, tal como es “clara en todas las ramas de la economía” y así “empiezan a desaparecer las farmacias de barrio (…) hasta las panaderías” y todos “los boliches chicos están desapareciendo porque los compran las grandes cadenas y tienden a establecer monopolios de compra y de distribución”. Se trata de “una suerte de proceso de acorralamiento de la burguesía nacional que se da en los hechos” y en la industria ligada al sector primario se ve el fin de “los frigoríficos criollos”.

“Este fenómeno se da” en el marco de “la transnacionalización de todas las ramas de la economía”, lo que “tiende a reproducir aquello de ́Las venas abiertas… ́, porque no es que uno se coloque en nacionalista” sino que “la economía transnacional tiene una gran capacidad de gerenciación, es hija de un escenario mucho mayor y puede elegir a su personal de dirección (…) tiene ventajas tecnológicas (…) tiene más espaldas (…) logra influencia política (…) los gobiernos quedan dependientes”, graficó.

“Por ejemplo, ¿un boliche chico puede pagar las lechugas que compre, o tomates, a 60, a 90 días? No, no tiene esa suerte. Sin embargo, las grandes cadenas se dan ese lujo y sencillamente jinetean la plata. Ningún boliche le puede decir a un productor de pollo: ́me fue mal, me tenés que rebajar ́”, a diferencia de las cadenas y así “se va produciendo una concentración de la compra, eso tiene una palabra: monopsonio, es el peor de los monopolios”.

Este proceso de concentración “se está dando en muchísimas cosas, hasta en los bienes de información: tienden a ir desapareciendo con el tiempo las emisoras privadas y aparecen las grandes cadenas que responden a algún gran medio del exterior y así sucesivamente, hay una tendencia globalizadora a caballo de la empresa transnacional” y éstas, además, “suelen pagar mejores salarios” que las firmas nacionales porque “tienen otros recursos que les permiten aumentar su rentabilidad por unidad”.

“Este fenómeno viene debilitando a nuestra siempre débil burguesía nacional”, cuyo papel “en una sociedad de mercado como la nuestra” consiste “en general en gestionar y dirigir las operaciones de la economía real, nada más y nada menos”. Y es que “la economía, para que avance, necesita inversión, rentabilidad, productividad, pero necesita que alguien la gestione, y este es el papel que debiera cumplir esta burguesía. Pero si no la tenemos, la gestión, ¿en manos de quién va a quedar?”, reflexionó. “¿Pura y exclusivamente de la empresa transnacional?”. Y ésta, “¿la ganancia la va a reinvertir acá o la va a llevar para otro lado?”. Por esto “sería conveniente que la burguesía nacional trabaje y reinvierta la ganancia acá (…) porque si no, a la larga, nos vamos quedando enlentecidos”, razonó el expresidente.