La mística de Cabo Polonio, el balneario ‘hippie chic’ sin luz ni agua corriente
07/01/2020
https://www.m24.com.uy/wp-content/uploads/2020/01/200106-03-ZV-CABO-POLONIO.mp3

Playas de agua cristalina, dunas móviles, parques naturales, lobos marinos y noches estrelladas forman parte de este pequeño pueblo perdido en la costa este de Uruguay. En los últimos años, cada vez más personas lo eligen para pasar sus vacaciones de verano por sus singulares características que les permiten desconectarse del mundo.

 

En el Parque Nacional Cabo Polonio, ubicado en el departamento de Rocha, no hay luz eléctrica ni agua corriente, no hay calles ni autos sino senderos irregulares y la única forma de ingresar es a pie, a caballo o con vehículos todo terreno.

 

«Es un lugar con un encanto bien particular. Es parte de la Red de Áreas Protegidas del Uruguay y ya desde el ingreso empieza la aventura. Hay que parar en la ruta 10, dejar el auto y comenzar desprenderse de las comodidades. La única luz que hay es la del Faro», contó Ana Claudia Caram, directora de turismo de Rocha.

 

Se trata de un cabo que se adentra en el mar y cuenta con dos playas: la sur y la norte. La primera es más abierta, fría y cristalina, y la segunda, llamada Playa de la Calavera, tiene como marco el Cerro Buena Vista, ubicado en el balneario Barra de Valizas.

 

Otro de sus principales atractivos es la Reserva de Lobos Marinos, considerada como una de las más grandes del mundo. Estos animales conviven con el hombre en una «fantástica armonía» y son uno de los rasgos más distintivos de este pueblo costero.

 

Fue hace muy poco, recién en la década de los 90, que este lugar empezó a ser visitado por pescadores de tiburones y por quienes se dedicaban a la faena de lobos marinos. No es hasta principios de los 2000 cuando comienza su auge turístico.

 

«Todos los turistas que vienen a Rocha pasan por Cabo Polonio. Algunos lo visitan a diario y otros optan por quedarse. Recomiendo pasar al menos una noche para contemplar el cielo estrellado, salir a los pubs y restaurantes con velas prendidas y escuchar música en vivo de artistas locales», concluyó Caram.