EN VIVO

1 seg
|
1 seg

Música en claridad

“Hace 20 años si faltaba la maestra los niños eran distribuidos en otras clases”, explicó el consejero Pablo Caggiani
20/08/2020
https://www.m24.com.uy/wp-content/uploads/2020/08/20200820-CAGGIANI-1.mp3
Descargar Audio

Foto: Pablo Vignali / adhocFotos.

Info 24 entrevistó al Consejero de Primaria, Pablo Caggiani, para conocer cómo funciona el sistema de suplencias y qué posibilidades hay de mejorar los recursos educativos a través de su optimización.

El presidente del Codicen, Robert Silva, ha señalado que el pedido presupuestal de la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP) implica un incremento de 3 %, el cual, de aprobarse, será asignado mayoritariamente a cubrir compromisos asumidos por la anterior administración.

Silva ha reiterado en sus apariciones públicas que ante la ausencia de recursos económicos la opción es la optimización de los recursos existentes y, según ha reiterado, uno de los puntos a modificar es el sistema de suplencias.

Al respecto Pablo Caggiani señaló que en Primaria la mayoría de días de suplencias «son parte de lo que se llama suplencias por todo el año». La mitad de esas suplencias corresponde a docentes que no están cobrando por el cargo que están en ese año, mientras que las restantes son suplencias a término, por ejemplo por enfermedad.

«Y luego un porcentaje muy pequeño de las suplencias es por el día, que son las que se dan por ejemplo cuando un maestro se enferma y no hay quien lo cubra. Esto garantiza que el grupo mantenga actividades como grupo y no distribuyendo los niños como sucedía cuando íbamos a la escuela hace 20 años».

Caggiani informó que también hay suplencias vinculadas a embarazos, vinculadas a lactancias que en el ámbito de Primaria se genera un derecho de seis meses. En el caso del magisterio este hecho tiene una incidencia mayor que en otras actividades, dado que se registra un 90 % de mujeres ejerciendo la función docente.

«Los estudios que hay sobre la prevalencia de enfermedades en los docentes, pero particularmente en el magisterio,  observan que tienen que haber políticas de prevención, pero además consideraciones especiales que el sistema debe tener por el tipo de licencias que aparecen», aseguró el Consejero.

El consejero informó que desde hace 3 años el sistema de certificaciones de Anep es con el BPS y por lo tanto cuando un docente certifica en el sistema público queda inhabilitado para cualquier otro cargo, es decir que también está afectado para el sistema privado.

El entrevistado consideró que se han ajustado bastante los procedimientos. «Pensar en obtener recursos significativos por este rubro responde más a la necesidad del recorte presupuestal que a la calidad de los procesos de enseñanza aprendizaje», subrayó Pablo Caggiani.