Javier Calvelo/ adhocFOTOS
Faltan auxiliares en las escuelas si en verdad se quieren reabrir los comedores, dijo Fernando Pereira
08/10/2020
https://www.m24.com.uy/wp-content/uploads/2020/10/20201008_Afupri.mp3

El presidente de la Asociación de Funcionarios de Primaria y además presidente del PIT-CNT, Fernando Pereira, habló con InterCambio acerca la necesidad de que se invierta en mejorar las condiciones de atención en las escuelas, cuando el gobierno ha ahorrado por haber mantenido cerrado los comedores. Unos 60 mil niños solicitaron la vianda del comedor en pandemia, cuando en tiempos normales el servicio lo utilizaban 250 mil.

Fernando Pereira, además de presidir el PIT-CNT, es el principal de Afupri (Asociación de Funcionarios de Primaria).

Entrevistado por InterCambio, el dirigente sindical dijo que la tensión entre la reapertura de los comedores y la ampliación del horario escolar en los centros de estudio públicos, se se soluciona únicamente con voluntad.

«Si los científicos uruguayos llegan a la conclusión que cada niño tiene que tener un metro ochenta de distanciamiento, es obvio que en una clase no entran los 30 alumnos», expresó Pereira.

«Nosotros hemos visto el esfuerzo de las maestras acomodando el comedor para que toda una clase vaya el mismo día, hasta utilizando el patio de la escuela, pero luego existe un problema real: o se cumple el protocolo o van todos los niños. No está claro aún de que no sea riesgoso. Tengo claro que es riesgoso», acotó.

Asimismo, Pereira consideró que es saludable que se reabra el comedor escolar, aunque subrayó que hay que contratar auxiliares, porque las que estarían para este servicio son las mismas que limpian.

«Si la sacás de la limpieza no vas a cumplir el protocolo sanitario y si no la ponés en comedor no vas a poder poner el comedor. Faltan auxiliares en las escuelas si en verdad se quieren reabrir los comedores», opinó.

En este sentido, recordó que en este tiempo se ha ahorrado en la medida que no fueron todos los 250 mil niños a alimentarse en educación primaria, cuando sólo lo hicieron 60 mil.

«El gasto mensual por alimentación escolar ha caído sustancialmente», añadió.

Para Pereira, la Anep debería convocar a los sindicatos de la educación para que se puedan dar respuestas lógicas a problemas que importantes y que no pueden surgir del voluntarismo. «La resolución no es imponiéndolo», manifestó.

«El otro día estuvimos en una escuela en San José y tenía una sola auxiliar. Y todavía alguien del sistema político dice que están de vivos», dijo.

Nadie se va a querer colocar de responsable del brote.

El sindicalista expresó que hay padres que no mandan a los niños por protección y otros que prefieren que todos los niños vayan a la escuela. «Las tensiones hay que tratarlas de resolver, tratando de construir políticas compensatorias que apoyen a los más vulnerables», valoró.

Pereira sostuvo, también, que la defensa del comedor y de los cargos auxiliares deberían ser prioritarios. Respecto a este aspecto, puntualizó que «hay cosas que son de la Anep y hay otras que son de las autoridades sanitarias».