En Ecuador «le tienen miedo a Revolución Ciudadana» y a Correa
11/08/2020
https://www.m24.com.uy/wp-content/uploads/2020/08/200810-02-TELE-INTERNAS-ECUADOR-1.mp3

«¿Si vamos a participar de elección 2021? Sí y vamos a ganar en las urnas», aseguró en diálogo con Sputnik la presidenta del Movimiento Fuerza Compromiso Social (FCS) con Revolución Ciudadana, que lidera Rafael Correa. Desde el domingo 9 hasta el 23 de agosto se realizan las internas partidarias en Ecuador.

Las primarias —que se llevan a cabo en tres niveles y de manera telemática— comenzaron bajo la incertidumbre jurídica sobre si se concretará la proscripción de FCS, tal como lo dispuso el 19 de julio el Consejo Nacional Electoral (CNE).

Sin embargo, el Tribunal Contencioso Electoral —el máximo órgano en esta materia— dejó sin efecto la medida, ratificando lo resuelto en enero de 2020 por el propio CNE acerca de que esa organización estaba legalmente habilitada para competir.

El dictamen del TCE fue apelado, lo cual, para Freire, implica un sinsentido administrativo y una violación constitucional, porque los fallos del organismo constituyen «jurisprudencia electoral, y serán de última instancia e inmediato cumplimiento», tal como lo establece el artículo 221 de la Constitución ecuatoriana.

«A nuestro movimiento Compromiso Social por la Revolución Ciudadana-Lista 5 pretenden cancelarlo, sacarlo de la faz electoral sólo porque está Rafael Correa Delgado, que tiene gran aceptación e intención de voto. Las encuestas nos dan ganando en primera vuelta», afirmó.

En pie de lucha

Freire destacó que su país se prepara para un «proceso de vital importancia» al elegir las autoridades que «conducirán al país tras las elecciones de febrero de 2021».

«El intento de proscribir a Compromiso Social es un lawfare que se vive en Ecuador, estamos defendiendo nuestro derecho a la participación y a la democracia», enfatizó la dirigente.

Freire asegura que FCS cumple con todos los requisitos para mantener su personería jurídica, y recordó que 2021 no será su primera compulsa electoral. «Nuestro movimiento ya participó en las elecciones generales de 2017 con el candidato más joven de la historia del Ecuador, el fundador Iván Espinel», señaló.

También participó de la consulta popular lanzada por el presidente Lenín Moreno en 2018 y en los comicios seccionales de marzo 2019.

«Después de tres elecciones nacionales ponen en duda nuestra legitimidad», cuestionó la entrevistada. «En 2019 obtuvimos 11,3% por encima de todas las otras organizaciones políticas, y desde ese triunfo contundente empieza la persecución hacia nuestro líder y compañeros y líderes progresistas que van apareciendo», remarcó.

A pesar de todo

«Si pretenden con todas estas artimañas eliminar al movimiento político que lidera Rafael Correa, pues en Ecuador se ha levantado un pueblo con espíritu patriótico», advirtió Freire.

«Este proyecto se llama Revolución Ciudadana, está en Compromiso Social y es liderado por Correa en las urnas. A eso es lo que le tienen miedo», opinó. La presidenta de FCS garantizó que de una u otra manera «este proyecto político» marcará su presencia en las urnas «porque estamos preparados para todos los escenarios que se nos puedan dar. Tenemos plan A, plan B plan C y hasta plan Z».

Para Freire «el único causal para pretender eliminar nuestro movimiento es que con él logramos romper el bloqueo político de participación que tenía el proyecto Revolución Ciudadana. Ese es el único, no hay fundamentos lógicos», indicó.

Consultada sobre si la ratificación del procesamiento a ocho años de prisión contra Correa conocida en julio, por un caso de supuestos sobornos, implica un impedimento extra para el expresidente, Freire explicó: «Hasta el día de hoy puede participar, él no tiene una sentencia en firme. Estos son los manotazos de ahogado que está dando el actual Gobierno».

«En este proyecto político hay hombres y mujeres valientes dispuestos a seguir luchando por ese gran legado que dejó Rafael Correa. Un mensaje a todos esos amenazadores: este proyecto no es solo de una persona o grupo, es de las grandes mayorías, de los 17 millones de ecuatorianos que vieron cómo se transformó nuestra patria en los 10 años de la Revolución Ciudadana», afirmó Freire.

Finalmente, la presidenta del Movimiento Fuerza Compromiso Social recordó que el presidente Moreno —cuya popularidad hoy roza el 7%— fue electo en 2017 «con los votos de Correa». En aquel entonces «la gente votó por la continuidad» del proyecto político y no por un cambio.