˂ Volver a Portada

Política

Comentario de Lacalle sobre su vínculo con Miranda “está fuera de lugar, no tiene ningún valor y está mal”, cuestionó Olesker

Foto: Santiago Mazzarovich / adhocFOTOS

Escuchar


La serie de medidas de apoyo económico y social anunciadas el martes 20 por el gobierno es “insuficiente, tardía y desigual”, criticó en ́El Menú del Día ́ el senador frenteamplista Daniel Olesker, quien fustigó “una actitud del gobierno de no diálogo con la oposición y una actitud que no favorece a la imagen externa del país” al opinar sobre la política interna de Venezuela.

“A las características de insuficiente y tardía” de la tanda de disposiciones del gobierno en el marco de la crisis, Olesker “le agregaría una tercera, que es desigual; son insuficientes porque el monto de aporte que el gobierno hará es casi el mismo que en el año 20, porque si bien son 900 millones de dólares, según lo que la ministra anunció, 420 van a Salud”, por lo que “si descontamos Salud, donde influye mucho el costo de las vacunas, (…) el aporte es menor incluso que el año pasado (…); es tardío porque en el camino (…) 10.000 micro y pequeñas empresas quedaron fuera de circulación, es un apoyo que llega en un momento en que están a punto de ahogarse las empresas (…); y es desigual porque (…) el aporte a las personas es mucho menor al del año pasado”, cuando “el Mides gastó (…) 174 millones de dólares y ahora, dijo la ministra, se le van a asignar 130”.

“Y es peor todavía, porque a las empresas que se les dan estos beneficios, no se les exige como contrapartida (…) mantener el nivel del empleo”. El conjunto de lo anunciado “muestra el perfil de estas medidas, (…) cuyos destinatarios personas (…) casi no reciben nada”, tanto el trabajador “independiente” como el “cuentapropista”. “Y se reconoce que hay que actuar sobre la informalidad, como propusimos nosotros para 310.000 hogares, pero se dan 8.000 subsidios de 7.305 pesos, o sea poquitísimos y además por la mitad de un Salario Mínimo, la mitad de lo que propusimos”.

“Claramente son medidas cuyo impacto va a ser mínimo”, resumió Olesker y agregó que “si soy una pequeña empresa”, además de que “me actúen sobre mis costos, (…) también necesito vender mis productos” pero “si no hay demanda correspondiente, los subsidios a la oferta terminan siendo inútiles; quizá logren el objetivo de que la empresa no quiebre, no cierre, pero no sale de su situación económica porque no tiene a quién venderle”.

Sobre el proyecto de ́jornales solidarios ́ anunciado por el gobierno, el dirigente socialista apuntó: “en lo personal no entiendo por qué si hay un programa que tiene una larga tradición” como “ ́Uruguay Trabaja ́, no se incorpora a esto; ¿por qué se hace un programa especial?; ¿no va a ser por sorteo, como es ́Uruguay Trabaja ́?; ¿va a haber direccionamiento en las personas elegidas? (…) y además, en un contexto de pandemia es mejor, a las personas que menos tienen, hacerles transferencias monetarias (…), que tengan capacitación (…) y que sea por sorteo para garantizar la transparencia en el uso de estos recursos, como es ́Uruguay Trabaja ́. No entiendo por qué si existe un instrumento que es bueno, que tiene una larga tradición, que ha dado garantías a todos de que funciona, ahora aparece un nuevo programa vinculado directamente a los gobiernos departamentales”.

Después el exministro valoró las declaraciones del presidente Luis Lacalle acerca de la política venezolana y el presidente Nicolás Maduro, dichos que “afectan, están mal estas referencias”. “La política exterior de un país tiene que tratar de contemplar todas las situaciones independiente de la ideología de sus gobiernos. El Frente Amplio (FA) en sus 15 años y con sus diversos cancilleres ha sido muy coherente en estas situaciones. Hay que bajar un poco la pelota al piso, escuchar, hablar con otra gente, dialogar, tener una política (exterior) más nacional y menos partidaria de parte de la coalición de gobierno. Hay una actitud del gobierno de no diálogo con la oposición y una actitud que no favorece a la imagen externa del país”, fustigó Olesker.

Y Lacalle también habló, negativamente, de su vínculo con el presidente del FA, Javier Miranda, según comentó el intendente de Salto, Andrés Lima. En torno al tema, el entrevistado puntualizó que “esa reflexión del presidente está fuera de lugar, las relaciones políticas no se miden en personas, no se valoran en personas. El presidente del FA es quien es, y si el presidente de la República quiere tener un diálogo con el FA, su primer interlocutor inmediato es, sin lugar a duda, el presidente que tiene el FA. Su comentario está fuera de lugar, no tiene ningún valor y está mal”, cuestionó el economista, para quien lo de Lacalle solo “fue un pretexto para justificar la inexistencia de una relación política con quienes representamos en la elección pasada al 40% de los ciudadanos de Uruguay”, le recordó.