EN VIVO

1 seg
|
1 seg

Por Decir Fútbol Transmisión de fútbol

Foto: Nicolás Celaya /adhocFOTOS
Domenech no conoce la función ni el grado de autonomía de la Institución de Derechos Humanos, cuestionó la directora Mota
06/02/2021
https://www.m24.com.uy/wp-content/uploads/2021/02/20210206-Mariana-Mota.mp3
Descargar Audio

El senador Guillermo Domenech, de Cabildo Abierto, fue el único que en la Comisión de Presupuesto del Senado no votó los recursos quinquenales para la Institución Nacional de Derechos Humanos (INDDHH) por valorar que es “absolutamente innecesaria”. Para poner en contexto la función de esta, INFO24 entrevistó a la jueza Mariana Mota, directora del organismo.

Para Mota “es una preocupación cuando representantes del Parlamento plantean este tipo de regresiones en la institucionalidad de un Estado. Es realmente preocupante” que Domenech “entienda que no es necesario un organismo que se preocupe por que los DDHH sean protegidos por todos los organismos del Estado. Plantear que esta función que desarrolla la Institución, que es muy amplia, muy vasta, la desarrolla a cabalidad el Poder Judicial, es no entender qué hace la Institución, y es considerar, por ejemplo, que el Poder Judicial estaría exento de cualquier tipo de control de protección de los DDHH. El Poder Judicial es un organismo más de los cuales también la Institución tiene que considerar y verificar si sus actuaciones están en línea con la verdadera protección de los DDHH y de hecho, también ha emitido resoluciones la Institución cuando no es así”.

Recordó que “la Institución tiene su fundamento y su creación a partir de la Asamblea General de las Naciones Unidas, que consideró importante que existieran organismos dentro de cada Estado, independientes, autónomos, para que pudieran saber, controlar, considerar y observar y recomendar cuándo los organismos del Estado no cumplen a cabalidad sus funciones de protecciones a los DDHH conforme a la normativa con la que se han comprometido, respecto a las demás naciones, en cumplir y en respetar”.

“Parto, para empezar, de entender que el senador no conoce cuál es la función de la Institución, cuál es su creación, cuál es su grado de autonomía, lo que hace. Y plantear que esto no debería existir es una regresión a la protección de los Derechos y a una verdadera democracia”.

Se trata, recordó también, de “una Institución que fue votada por todos los partidos, en donde hubo consenso de que este tipo de organismos exista”. El concepto del senador supone “una forma de retracción de la protección de los DDHH, porque podríamos decir entonces que otros organismos de contralor que tiene el Estado, tampoco deberían existir porque también podrían ser controlados por el Poder Judicial. Es muy absurdo”, lamentó.