Bolivia y Argentina suman diferencias; discusión en Uruguay por derechos humanos
03/09/2020
https://www.m24.com.uy/wp-content/uploads/2020/09/200902-01-EN-ORBITA-1.mp3

El Gobierno transitorio de Bolivia denunciará a su par argentino ante la OEA y la ONU por lo que considera una «grave intromisión» en sus asuntos internos. En tanto, en Uruguay el Parlamento buscará citar al expresidente Tabaré Vázquez por declaraciones de militares sobre crímenes en dictadura.

La canciller boliviana, Karen Longaric, lamentó que los vínculos diplomáticos con Argentina «están en un muy mal momento». Sostuvo que el Ejecutivo encabezado por Jeanine Áñez «ha hecho todo el esfuerzo necesario para entablar una relación respetuosa y cordial».

La tensión entre los gobiernos de ambos países sudamericanos ha crecido desde que el expresidente Evo Morales (2006-2019) se refugió en Buenos Aires el pasado diciembre.

«El Gobierno transitorio ya ha tenido impases diplomáticos con países de corte progresista. Esto obedece al llamado nuevo realineamiento de la política exterior de Bolivia, alineada con EEUU y sus aliados regionales», dijo a En Órbita el analista boliviano Axel Arias Jordan.

El Ejecutivo de Áñez ha expresado molestia en actitudes y declaraciones de su par argentino encabezado por Alberto Fernández. Entre ellas está el pronunciamiento a favor de un informe de la alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet. En el documento, la expresidenta chilena (2006-2010, 2014-2018) se refirió a la violencia política en Bolivia a finales de 2019, tras la anulación de las elecciones generales que dieron como vencedor a Morales.

Según Arias Jordán «este accionar del Gobierno, con una presidenta candidata [a las elecciones del próximo octubre] no hace más que demostrar sus afanes electorales al desplegar una sistemática campaña de desprestigio y deslegitimación hacia el Movimiento Al Socialismo», partido opositor que lidera encuestas y al que pertenece Morales.

El analista boliviano también se refirió a la decisión de la Justicia de aplazar la decisión de inhabilitar la candidatura de Evo Morales a senador debido a la falta de acuerdo.

Uruguay y su pasado reciente

La Comisión de Derechos Humanos del Parlamento buscará citar al expresidente Tabaré Vázquez (2005-2010, 2015-2020) por recientes declaraciones de militares durante sus dos mandatos.

Uno de ellos es el coronel retirado Gilberto Vázquez, quien confesó haber asesinado y torturado durante la dictadura en el país (1973-1985). Su testimonio fue ante un tribunal de honor en el año 2006 —durante el primer mandato de Vázquez—. Sin embargo, la información no llegó a la Justicia.

Las actas de esa instancia fueron solicitadas por la organización de madres y familiares de detenidos desaparecidos y entregadas días atrás.

En Órbita conversó con el abogado Pablo Chargoñia, patrocinante de causas en las que el exmilitar fue acusado, quien habló sobre la posibilidad de que las autoridades conocieran esas declaraciones.

«Lo claro es que no hubo una exhaustiva investigación de los hechos. (…) Se debe reprochar a las actuales cúpulas militares en actividad el encubrimiento a sí mismos. [Estas actas] revelan omisión y desidia, y esto es deber del presidente y los ministros de Defensa en cada ocasión», explicó.

En 2018 —en el segundo mandato de Tabaré Vázquez— el excoronel José Gavazzo dijo en un tribunal de honor que en 1973 asesinó y arrojó a un río al militante tupamaro Roberto Gomensoro. El comandante en jefe durante el tribunal era el ahora senador Guido Manini Ríos, quien fue destituido por no informar sobre esta confesión.

La Fiscalía espera el desafuero del exmilitar (líder del partido Cabildo Abierto), socio fundamental en la coalición gobernante liderada por el Partido Nacional. Por su parte, el presidente Luis Lacalle Pou se reunió con senadores de su partido para analizar el tema.

Tanto Gavazzo como Gilberto Vázquez están condenados a 25 años de prisión por 28 homicidios especialmente agravados.

Por la verdad

Rusia todavía no ha sido informada por el Gobierno alemán sobre sus conclusiones respecto al caso Navalni. El vocero del Kremlin, Dmitri Peskov, confirmó a Sputnik la falta de información desde Berlín sobre el presunto envenenamiento del opositor ruso Alexei Navalni.

La Cancillería rusa tildó de infundadas las nuevas declaraciones desde Alemania y pidió aclaraciones sobre el tema.

«Parece que estamos volviendo a los tiempos de declaraciones infundadas y ausencia de hechos a la hora de debatir cuestiones serias», dijo la portavoz María Zajárova.

Alemania sostuvo que análisis realizados en un laboratorio de sus Fuerzas Armadas revelaron envenenamiento con una sustancia de la familia de neurotóxicos Novichok.

Estas y más noticias en En Órbita. Pueden escucharnos todos los días a las 19 horas de México, las 21 horas de Uruguay y las 0 GMT.