EN VIVO

El Viaje

Ajuste fiscal como respuesta a la pandemia: “No aprendimos nada de la crisis de 2002, cuando demoramos tres años en implementar políticas”
30/07/2020
Descargar Audio

La investigadora del Instituto de Economía, Gabriela Mordecki, consideró que la inversión que implementa el Gobierno para enfrentar las consecuencias económicas de la pandemia, equivalente al 0,7 % del producto, «es una cifra ridícula» en relación a los países desarrollados e incluso frente a lo que están proponiendo países como Brasil, Argentina, Chile, Colombia, Perú. Subrayó que no tomar medidas a tiempo va a tener para la población de Uruguay un costo mayor hacia el futuro.

El Gobierno implementa un ajuste fiscal que procura mejorar las cuentas públicas. Al inicio de la gestión de Luis Lacalle Pou, más precisamente el 11 de marzo, el Poder Ejecutivo estableció a través de un decreto la reducción de 15% en gastos de funcionamiento e inversiones.

Según los lineamientos establecidos por la Oficina de Planeamiento y Presupuesto y el Ministerio de Economía y Finanzas este recorte se mantendrá en el próximo año, lo cual implica que, si se suma el 10 % de inflación anual previsto para este año, el recorte presupuestal en estos rubros, en términos reales, sería del 25 %.

En segundo lugar, la normativa gubernamental estableció que los cargos vacantes generados al 31 de diciembre de 2019 no podrán ser provistos, y que las vacantes que se generen durante el ejercicio 2020 sólo podrán ocuparse en un tercio. Se exceptuó de esta previsión a áreas sociales prioritarias tales como la docencia y la policía.

Finalmente, se prohibió la renovación automática de los funcionarios contratados y se estableció que sólo podrán renovarse 60% de ellos.

La investigadora del Instituto de Economía de la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de la República, Gabriela Mordecki, realizó una presentación sobre este ajuste fiscal en espacio de trabajo denominado grupo de los jueves.

La investigadora y docente del Instituto de Economía se refirió al objetivo de reducir el déficit que se propone el gobierno, en un período de retracción de la economía. «Es algo súper indicativo que el 13 de marzo se declara la emergencia sanitaria y el 11 de marzo la ministra dio una conferencia de prensa donde se declara el aumento de tarifas y el recorte del 15 % en el gasto», sostuvo.

La economista recordó que el aumento de las tarifas se dio en abril y el recorte del gasto empieza a percibirse en la actualidad, particularmente en algunos sectores que comienzan a ver que los fondos se les están retasando. «Se están recortando gastos que ya estaban presupuestados en 2020 y ese es un punto importante», apuntó.

Mordecki consideró que existen dos vías para financiar el déficit, una es la emisión de moneda, lo cual no es recomendable porque genera inflación, y la segunda es la deuda pública. Señaló que el segundo instrumento sí es viable, en el caso de Uruguay, para enfrentar las consecuencias económicas de la pandemia. No obstante señaló que el Gobierno decidió no transitar por este camino. «Es una cuestión filosófica y aquello que prometió el gobierno y quiere empezar a ejecutarlo tiene consecuencias a mi entender muy graves y el déficit naturalmente va a crecer debido a que la recaudación del gobierno ya está cayendo»

Por otra parte consideró que la estrategia fiscal que aplica Uruguay es diferente a la adoptada por los países desarrollados. En tal sentido señaló que la Unión Europea lo primero que hizo fue dejar de lado los objetivos de déficit anteriores a la pandemia y en la actualidad planifica ejecutar «un gasto increíble». «Estados Unidos también está generando gastos extraordinarios para atender a la población», dijo.

En cuanto a la estrategia adoptada por los países latinoamericanos recordó que en un informe de la Cepal actualizado Uruguay aparece en el último lugar en disposición a gasto para atender la pandemia, con 0,7 % del producto interno bruto (PIB). «La inversión de Uruguay es una cifra ridícula, frente a lo que están proponiendo países como Brasil, Argentina, Chile, Colombia, Perú», sostuvo.

Mordecki consideró que el Gobierno no solo está recortando, sino que no apoya debidamente a los ciudadanos uruguayos, a los trabajadores que se quedaron sin empleo, a las familias que no tienen como pagar los alquileres y las tarifas públicas.

«No aprendimos nada de lo que pasamos de la crisis de 2002 cuando se demoró tres años en implementar políticas y todavía estamos padeciendo las consecuencias. No tomar medidas a tiempo va a tener un costo mayor hacia el futuro para la población de Uruguay», sentenció la investigadora del Instituto de Economía.

Acceder a decreto de recorte presupuestal.

Intervención de Gabriela Mordecki en el grupo de los jueves: